Más que un adiós a Heidegger en realidad es un alejamiento necesario, en estos tiempos, a la filosofía metafísica del Ser por tratarse de una propuesta que, como diría nuestro gran amigo Franco Volpi, es inaceptable e impracticable. No sólo podemos estar impresionados por la muerte repentina de un filósofo como Volpi, sino también por la lapidaria frase que lo caracterizó: Goodbye, Heidegger , y que lo alejó, de cierta forma, de este filósofo alemán que había dado pie a que él estudiara, escribiera y dictara innumerables conferencias sobre el pensamiento de este incuestionable erudito de la filosofía mundial, que sigue siendo una fuente de inspiración para muchos pensadores modernos. En diciembre de 2008, Volpi visitó por última vez México, para que impartiéramos conjuntamente conferencias sobre el pensamiento de Frederick Nietzsche en la UNAM y en la aula magna Juan Rulfo de la feria del libro de Guadalajara -es importante decir que estas últimas conferencias nos brindaron el honor de cerrar las actividades de este prestigiado evento cultural de fama mundial. Como se podrá comprender tuve la oportunidad de charlar con Franco en esos días sobre Heidegger, sobre todo por la idea que tenía éste último de regresar en su pensamiento a la ontología fundamental de Ser y Tiempo, que se centraba en el ser ahí, en el pensar del Ser mismo 12 • Adiós a Heidegger como Ereignis, y que para mí acercaba a Heidegger con Nietzsche, como lo trataré de explicar posteriormente. Volpi era muy celoso de sus ideas y más si se quería contrapuntear las filosofías de estos dos alemanes, pues él siempre había considerado a Heidegger como el Filósofo, el verdadero amante de la sabiduría -que había llegando al extremo de tener una cabaña en las montañas que lo apartaba de los ruidos para poder concentrarse en la filosofía, incluida la de Nietzsche, a quien no le daba el reconocimiento que ahora nosotros le damos. Como es conocido el mismo hijo de Heidegger, Herman, así como diversos amigos, fueron testigos del martirio que padecía ante la filosofía de Frederick Nietzsche y que lo llevó a repetir innumerables veces ¡Ese Nietzsche me ha destruido! ; lo cual significaba el verdadero reconocimiento de la importancia que tenía la filosofía nietzscheana como filosofía intempestiva con cara al futuro, plenamente fundamentada; sobre todo ahora en el siglo XXI de Nietzsche, en el cual se impide a Heidegger que su filosofía se convierta en la filosofía del futuro, ya que él mismo sabía que el Ser era la última quimera que se podría soñar, algo que también entendió Volpi antes de morir. La obra inconclusa de Ser y Tiempo nos permite, sobre todo a los pensadores que seguimos el sentido de la tierra, tratar de entender Las Contribuciones a la Filosofía de Heidegger, porque en este estudio se fundamenta la Adiós a Heidegger • 13 estructura del pensar al Ser como Ereignis, algo que desde nuestro análisis aleja al Ser metafísico de los griegos, de Alemania, y lo cerca al segundo Aristóteles pero sobre todo al gran Frederick Nietzsche.

  • Formato: PDF
  • Protección: Adobe DRM
  • Limitaciones: Copiar y Pegar: Prohibido / Imprimir: Permitido
  • Editorial: HOMBRE Y MUNDO
  • Paginas: 175
  • Edición: 2009
  • Idioma: Español
  • ISBN 9786077718147

Ultimos vistos

El blog de boutique

La imprenta mayúscula para primeros lectores

Acompañar el desarrollo de las competencias de un primer lector implica considerar especialmente los disti.. Seguir Leyendo
Desarrollado integral del sitio: TAP