El diseño gráfico ha sido concebido desde sus orígenes como una herramienta de comunicación visual utilitaria. Las imágenes no se emplean como fuente de belleza o de comunicación íntima del artista, sino como signos que trasladan al espectador un concepto, que es previo al diseño, y que persigue modificar su voluntad para que este compre un producto, se convenza de una idea, o amplíe su conocimiento de forma dirigida. Este libro analiza cómo la contaminación de la percepción que impone el diseño gráfico no es inocente, sino una herramienta que a lo largo de la historia ha estado al servicio de distintos poderes políticos y económicos.

  • Formato: PDF
  • Protección: Adobe DRM
  • Limitaciones: Copiar y Pegar: Prohibido / Imprimir: Permitido / Imprimir: Permitido
  • Editorial: ELALEPH.COM
  • Paginas: 129
  • Edición: 2007
  • Idioma: Español
  • ISBN DDD1000001765

Ultimos vistos

El blog de boutique

La imprenta mayúscula para primeros lectores

Acompañar el desarrollo de las competencias de un primer lector implica considerar especialmente los disti.. Seguir Leyendo
Desarrollado integral del sitio: TAP