Este texto no es una introducción al pensamiento de Rorty sino un recorrido opr unos pocos puntos salientes de una discusión que ha ocupado y lo sigue haciendo a los filósofos contemporáneos. Nuestro "amigo americano" no sólo se ha mudado de departamento académico sino que ha cambiado de tradición y, además, ha sabido circular con maestría entre la doxa y la episteme. Es decir, en los debates entre profesionales sobre cuestiones específicas el oficio y el mundo de la opinión que inquietan al público lector en sentido amplio. Rorty ha "conversado" con casi todo el mundo filosófico, con los clásicos del siglo XX como Heidegger, Dewey y Wittgenstein, con los filósofos analíticos como Searte, Strawson, Sellars, Quine, Putnam, Davidson, Brandom, y con Sartre, Derrida, Habermas, Foucault, y con su nuevo amigo Gianni Vattimo. Señalo en repetidas oportunidades el desencuentro y la ignorancia mutua con un filósofo que desde mi punto de vista encarna muchas de las cualidades que Rorty aprecia en un filósofo creativo, me refiero a Gilles Deleuze. Pero los filósofos también son como los perros, se huelen, y luego se juntan o se separan. Tomás Abraham

Ultimos vistos

El blog de boutique

Cuando me siento a escribir...

Cuando me siento a escribir, siempre comienzo creando el mundo (o, en el caso de la saga Zodíaco, los mund.. Seguir Leyendo
Desarrollado integral del sitio: TAP