En febrero de 1977 un comando del ERP tenía preparado un atentado contra Videla y gran parte de su gabinete. Pese a estar perfectamente planeado, una serie de descuidos y detalles menores lo malograron. ¿Qué consecuencias hubiera tenido para la Argentina? ¿Cuál habría sido nuestra historia si la operación culminaba con éxito? Tres décadas más tarde, en una noche de primavera, dos protagonistas de esos años rememoran aquel intento frustrado y regresan los recuerdos de un ciclo de conflictos, esperanzas y derrotas. Casi al mismo tiempo, en Texas, Kiko y Boom Boom, un par de hampones que esperan un golpe de suerte, escuchan a El Rey, el narcotraficante que manda en la zona. Les acaba de encargar un trabajo: ajustar las cuentas con una mujer que se quedó con algo que no le correspondía. Algo grande. Y cuando el encuentro termina, El Rey vacila. Ese dúo no le merece tanta confianza. Recluta a un tercero para que lo siga y lo vigile. El destino final es la provincia de Santa Fe, muy cerca de donde los ex militantes ponen al día sus historias de vida y unos policías relegados velan por el orden de un pueblo. Basada en hechos reales, Los cuerpos y las sombras es una novela atrapante. Es el cruce de dos mundos: pistoleros que matan sin mirar a quién y viejos guerrilleros que siguen presos de las paradojas de la historia, y que no alcanzan a descubrir si fue un alivio o una fatalidad que aquel atentado fracasara. De la novela política al thriller, de los setenta a la actualidad, de la militancia revolucionaria al fango del narcotráfico, Eduardo Sguiglia escribió un libro que retrata dos épocas sin igualarlas. Cada una tiene su épica y su horizonte de violencia. Pero solo una de ellas está dominada por la codicia, la crueldad y la ausencia de misericordia.

Ultimos vistos

El blog de boutique

La imprenta mayúscula para primeros lectores

Acompañar el desarrollo de las competencias de un primer lector implica considerar especialmente los disti.. Seguir Leyendo
Desarrollado integral del sitio: TAP