El atractivo juego con las palabras que implica el trabalenguas se vincula con las más antiguas corrientes de la poesía popular y oral. El encanto de la "gata ética, pelética, pilín, plin, plética?" se potencia gracias a las notables ilustraciones de la autora.

Ultimos vistos

El blog de boutique

Cuando me siento a escribir...

Cuando me siento a escribir, siempre comienzo creando el mundo (o, en el caso de la saga Zodíaco, los mund.. Seguir Leyendo
Desarrollado integral del sitio: TAP