Un niño con un proyecto lingüístico que se enfrenta al dilema de las malas palabras: quién las usa, quién no, cuándo, cómo, de qué manera. La autora resuelve maravillosamente el tema de la mano del humor y por supuesto, de las palabras, de las "buenas" y de las "malas".

Ultimos vistos

El blog de boutique

Cuando me siento a escribir...

Cuando me siento a escribir, siempre comienzo creando el mundo (o, en el caso de la saga Zodíaco, los mund.. Seguir Leyendo
Desarrollado integral del sitio: TAP