Este libro, hasta ahora desconocido para muchos de los lectores de Nietzsche, fue terminado por el autor estando recluido en un asilo de Jena, y amargado por las intrigas de sus familiares más cercanos, empeñados en impedir la publicación de Ecce Homo en vida del filósofo. El destino del manuscrito de Mi hermana y yo -que sólo fue conocido y publicado bastantes años después de su muerte-, confiado primero a un compañero de asilo que iba a ser dado de alta, constituye una triste aventura a través de la incomprensión y la estupidez humanas, y supone, sobre todo, un documento excepcional en el que Nietzsche cuestiona su vida entera.

Ultimos vistos

El blog de boutique

Cuando me siento a escribir...

Cuando me siento a escribir, siempre comienzo creando el mundo (o, en el caso de la saga Zodíaco, los mund.. Seguir Leyendo
Desarrollado integral del sitio: TAP